Colaboración con Autismo Sevilla

Dentro de la obra social conjunta del hermanamiento de nuestra Hermandad con la Hermandad del Santa Cruz, nuestra Diputación de Caridad ha colaborado recientemente con un donativo económico con la Asociación Autismo Sevilla  para ayudar a las familias de personas con Trastorno del Espectro del Autismo que se encuentran en situación de riesgo de exclusión social.

Autismo Sevilla es una organización sin ánimo de lucro que tiene por objeto promover la calidad de vida de las personas con Trastornos del Espectro Autista (TEA) y de sus familias a lo largo de su ciclo vital.

Compartimos a continuación un artículo publicado en el último boletín de nuestros hermanos de la Hermandad de Santa Cruz donde podemos conocer más a fondo la labor que realiza la Asociación Autismo Sevilla:

Más de 20 años alcanzando sueños

La asociación cumplió el pasado año su 20 aniversario.
Dos décadas trabajando para mejorar la calidad de vida de las personas con TEA y sus familias.

Autismo Sevilla es la única entidad especializada en TEA (Trastornos del Espectro del Autismo) en Sevilla y provincia, donde se calcula que hay 15.000 personas con autismo.

El Trastorno del Espectro del Autismo (TEA), es una discapacidad compleja, que se presenta de manera diferente en cada persona y que puede variar según el momento vital. Es un trastorno del desarrollo que implica dificultades desde los primeros años de vida. Estas dificultades se muestran, sobre todo, en las habilidades socio-comunicativas de la persona, así como en dificultades cognitivas para adaptarse de forma flexible al entorno, lo que lleva a las personas con TEA a mostrar un repertorio de actividades y conductas repetitivas y restringidas. Además, en un porcentaje elevado de los casos, aparece asociado a otras dificultades: neurológicas, genéticas, discapacidad intelectual o dificultades en el desarrollo del lenguaje.

Los estudios indican que los TEA se presentan en 1 de cada 100 personas, por lo que se estima que en España hay más de 450.000 casos. Este incremento de la incidencia de esta discapacidad parece ser debido a diferentes factores. El primero, la mayor precisión en el diagnóstico y en edades más tempranas; también una mejor formación y especialización de los profesionales del sector sanitario y de la educación, pero también está contrastado el aumento real de los casos.

Aunque se ha avanzado mucho en muy poco tiempo, el autismo es una discapacidad desconocida aún para gran parte de la sociedad y de la que no se conoce el impacto real que supone para la persona y su familia.

Hace más de 20 años, cuando nació la Asociación Autismo Sevilla, la situación era aún más complicada. Los problemas de los padres para encontrar un diagnóstico acertado y a edad temprana, la falta de profesionales que supieran atenderlos y la necesidad de conocer a otras familias en la misma situación, los motivó a movilizarse y dar los primeros pasos de lo que es hoy Autismo Sevilla, una Asociación de Padres y Madres de personas con autismo que tiene como misión promover que las personas con TEA y sus familias cuenten con los apoyos especializados que necesitan a lo largo de toda su vida, para favorecer su inclusión social y la defensa de sus derechos.

Ese grupo de padres y madres empezó a trabajar por y para sus hijos, buscando a los mejores profesionales (que estaban fuera de Sevilla) para asesorarse y darle forma a los servicios que requerían sus hijos e hijas y que no existían en Sevilla en aquellos momentos. Los primeros servicios fueron gabinetes de terapias en locales cedidos, como el piso que cedió la Hermandad del Gran Poder en 1998 o los campamentos de verano. Un momento clave fue la construcción del Centro Educativo Ángel Rivière, en el año 2.000.

El crecimiento de la entidad ha sido exponencial. Hoy por hoy, Autismo Sevilla cuenta con un equipo multidisciplinar de más de 110 trabajadores que presta servicio a 800 personas con TEA al año y sus familias. Estos servicios alcanzan todo el ciclo vital de las personas con autismo, desde la Atención Temprana, donde se diagnostican a niños y niñas a partir de los 18 meses; el Centro de Educación Especial específico para alumnos con autismo; Gabinete de Terapias; recursos para adultos (dos Unidades de Día, Residencia, Unidades Integradas en la Comunidad, Vivienda Independiente); Plataforma para el Empleo; Servicios de Ocio y Respiro Familiar (Campamentos urbanos, de verano…).

La asociación ha cuidado que este crecimiento se haya hecho de manera responsable, siendo acreditados por la Fundación Lealtad con el cumplimiento de los 9 Principios de Transparencia y Buenas Prácticas de gestión y con el Sello de Excelencia Europea EFQM 400+. De hecho, la entidad se encuentra desarrollando su III Planificación Estratégica, que abarca hasta 2020.

Pero el objetivo de la asociación no es sólo desarrollar servicios de calidad y especializados, sino ser un Centro Integral de Recursos. Esto supone que la entidad sea un centro referente en autismo a nivel nacional que ofrece asesoramiento y formación a todo el que lo demande con el objetivo de que los profesionales que traten con personas con TEA en diferentes sectores lo hagan con la especialización y profesionalidad que requieren los TEA y de manera ética, y las familias encuentren un espacio de encuentro y asesoramiento.

Claro ejemplo del compromiso por la formación especializada de profesionales, la difusión de buenas prácticas y modelos basados en evidencia científica es el Itinerario Formativo en TEA desarrollado por la asociación y que forma al año a una media de 1.200 personas o el I Congreso Internacional celebrado el pasado año, que reunió a 550 personas llegadas de todo el territorio nacional.

Y aunque son muchos los avances conseguidos a lo largo de este recorrido, son muchos más los retos que presenta el futuro para garantizar una atención ajustada a las necesidades de las personas con TEA y sus familias a lo largo de toda su vida. Ahora que la mejora en el diagnóstico y la Atención Temprana parecen estas más cubiertas, son las personas adultas con TEA las que necesitan recursos y soluciones que aseguren su mejor calidad de vida y palien la incertidumbre de sus familias al plantearse qué pasará cuando no estén.

El acceso al empleo, la vivienda independiente, una residencia específica para personas con TEA, son servicios con los que Autismo Sevilla ya cuenta y que necesitan apoyo para que puedan seguir siendo una realidad.

Estamos seguros de que, aunque el futuro se presente con retos, sabremos hacerles frente como Asociación ya que estos 20 años han sido el mejor ejemplo de que somos capaces de alcanzar los sueños de las personas con TEA y sus familias.

Beatriz Bonilla
Responsable de comunicación de Autismo Sevilla
Más información sobre esta asociación en http://www.autismosevilla.org/